Miscelánea de datos – 30 de junio

Joseph Yobo, el nigeriano que más jugó y el primer jugador que marca un autogol en la ronda de octavos. Argentina nunca venció a un rival europeo en octavos. Alemania y Francia se verán las caras por cuarta vez en la historia en un duelo que promete goles.

Logo Miscelánea– Superó la pesadilla africana. Esta vez, Francia no permitió que los países del continente negro le aguaran la fiesta, como había ocurrido en el pasado. En cuatro enfrentamientos previos contra países africanos, Francia acreditaba dos triunfos y dos derrotas. Venció a Suráfrica (3-0) en 1998 y a Togo (2-0) en 2006, pero cayó con Senegal (0-1) en el juego inaugural de 2002 y con Suráfrica (1-2) en el partido que sentenció su eliminación en Suráfrica-2010. Lo más irónico es que varios de los integrantes del conjunto galo son descendientes de africanos.

– A propósito de los franceses, les sientan bien jugar los octavos de final. Contra Nigeria, los galos obtuvieron la cuarta victoria en esta instancia, en igual número de partidos. Junto con Alemania, que acredita ocho éxitos en ocho presentaciones, son los únicos con palmarés perfecto. Francia anotó 8 goles y solo encajó uno. En México-1986 había derrotado a Italia (2-0); en Francia-1998, venció 1-0 a Paraguay en el único partido de la historia que se definió con gol de oro; y en Alemania-2006 sacó del camino a España (3-1).

– Joseph Yobo entró a la historia por partida doble, aunque con un sabor agridulce. Con su participación contra Francia en Brasilia, completó 10 partidos y, de esa manera, se convirtió en el jugador nigeriano con más partidos disputados en la Copa Mundo, por encima de Augustine (Jay Jay) Okocha, que se quedó con 9. Esa fue la buena noticia. La mala fue que anotó un autogol, el primero en un partido disputado en la ronda de octavos de final, instaurada en México-10986. Esa era la única fase que no registraba autogoles.

La magia del fútbol de Michel Platini no alcanzó y Alemania eliminó a Francia en México-1986.
La magia del fútbol de Michel Platini no alcanzó y Alemania eliminó a Francia en México-1986.

– Por cuarta vez en la historia, Francia y Alemania se verán las caras en el Mundial. Será la primera ocasión que lo hagan en los cuartos de final, pues los tres anteriores duelos se realizaron en semifinales (España-1982 y México-1986) y por el tercer puesto (Suecia-1958). Hasta ahora, este duelo se encuentra igualado con un triunfo por bando y paridad en el restante enfrentamiento, que se resolvió con tiros desde el punto penalti. Fue en 1986, tras intenso y emocionantes 120 minutos de juego que concluyeron 3-3; en la serie decisiva, los teutones triunfaron 5-4, con el arquero Toni Schumacher como héroe, y avanzaron a la final. Fue uno de los mejores partidos de la historia.

– Ese duelo entre galos y germanos es uno de los que más goles ha ofrecido a lo largo de la historia de la Copa Mundo. En los tres partidos mencionados se cantaron 17 goles, cifra que los ubica como el séptimo enfrentamiento más generoso en la cuota goleadora. En todo caso, es muy probable que ascienda en esa clasificación, porque está a un solo gol de Alemania-Argentina, Alemania-Austria y Alemania-Inglaterra, y a dos de Bélgica-Rusia, que es segundo con 19. El primer lugar es para Brasil-Suecia, con 20.

– En cuartos de final, no habrá representantes de África, que en Suráfrica-2010 metieron a Ghana y en Corea del Sur y Japón-2002 sorprendieron con Senegal. Ambos, sin embargo, frenaron ahí su impulso y se quedaron con las ganas de llegar a las semifinales. Uruguay y Turquía, ambos en tiempos suplementarios, fueron los verdugos de ghaneses y senegaleses. Esta vez, Nigeria y Argelia terminaron su aventura en los octavos de final, aunque los leones del desierto dejaron una muy grata imagen y la sensación de que merecían avanzar un poco más.

– Solo una vez se vieron las caras en los Mundiales Argentina y Suiza, que este primero de julio buscan un cupo en los cuartos de final. Ocurrió en Inglaterra-1966, en la fase de grupos, con victoria 2-0 para los suramericanos. Luis Artime y Ermindo Onega, dos históricos del fútbol albiceleste, anotaron los tantos de la victoria en el partido disputado en Sheffield, que significó la despedida de los helvéticos, ya eliminados. En octavos de final, contra rivales europeos, Argentina acredita una derrota (2-3 con Rumania, en Estados Unidos-1994) y un empate (2-2 con Inglaterra, y 4-3 para los suramericanos en la tanda desde el punto penalti). ¿Será la primera celebración?

– El único enfrentamiento entre Estados Unidos y Bélgica data de 1930. Se jugó el 13 de julio, el primer día del Mundial de Uruguay, en el desaparecido estadio de Pocitos, en Montevideo. Aquella vez, un sorprendente elenco norteamericano, lleno de inmigrantes europeos, principalmente ingleses, goleó 3-0 a los belgas, uno de los tres conjuntos europeos que aceptaron la invitación de la FIFA para cruzar el Atlántico y disputar el torneo. Bart McGhee, Tom Florie y Bert Patenaude fueron los autores de los goles.

El balón va camino del arco de Vincent Enyeama, luego de golpear el cuerpo de Joseph Yobo: autogol y 2-0 para Francia (FIFA.com).
El balón va camino del arco de Vincent Enyeama, luego de golpear el cuerpo de Joseph Yobo: autogol y 2-0 para Francia (FIFA.com).

Publicado por

Admin

Comunicador social y periodista. Apasionado por los deportes. Escritor de libros. Docente. Emprendedor y soñador, terco y persistente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *